Ni un paso atrás: valoración de la lucha contra el ERE en Vodafone-ONO

28 de Febrero de 2016
Partido del Trabajo Democrático Madrid
Imagen: 

Han pasado poco más de cuatro meses desde que acudimos a la primera manifestación junto a los compañeros y compañeras de Vodafone-ONO, que salieron valientemente a la calle a defender sus puestos de trabajo cuando la empresa les comunicó su intención de llevar a cabo un ERE de 1297 trabajadores, de 1297 personas, de 1297 compañeros y compañeras.

Victoria histórica de los 8 de Airbus

18 de Febrero de 2016
Partido del Trabajo Democrático
Imagen: 

Los 8 compañeros procesados de Airbus han sido absueltos por falta de pruebas, hecho que celebra toda la clase obrera del país y del mundo, pues como se pudo ver en el Mitin Internacional del pasado 5 de febrero contra la represión sindical, numerosas organizaciones de distintos países seguían con atención este caso y mostraban su máxima solidaridad con "los 8" y con todas/os las/os que luchan por defender nuestros derechos.

Lucha antiimperialista: patriotismo revolucionario y nacionalchovinismo (Parte II)

Sólo la unidad voluntaria de las nacionalidades puede servir de base para una verdadera unidad popular, más allá de las identidades nacionales y que sitúe en primer término la lucha de la clase obrera y otras capas trabajadoras.

La clase obrera ante la formación del nuevo gobierno

Los comunistas tenemos que ayudar a las masas obreras a encontrar su propio camino, el camino de la democracia proletaria, invisible bajo la costra de prejuicios burgueses.

¿NOS JUZGAN POR LUCHAR? ORGANICÉMONOS PARA VENCER

11 de Febrero de 2016
Partido del Trabajo Democrático
Imagen: 

El pasado día 9 se iniciaba el juicio contra "los 8 de Airbus", nuestros compañeros procesados por ejercer el derecho de huelga aquel 29 de septiembre de 2010 con el PSOE en el gobierno. La escalofriante cifra de 66 años de prisión (sumando penas) demuestra que pretenden desarmar a la clase obrera y al conjunto de las y los trabajadores, arrebatándoles las herramientas históricas para defendernos contra los ataques de la oligarquía y toda la clase propietaria. ¡Por eso atacan al sindicato y al derecho a huelga (además de a centenares de activistas sociales)!

Propuesta del Partido: ¿Un fondo de rescate para la industria?

Fahime, Tenneco, Gijón Fabril... Vemos como ante nuestros ojos se sucede un problema similar. Empresa industrial cierra por exceso de endeudamiento, empresa industrial echa a su plantilla a la calle porque tiene que cerrar las puertas, empresa industrial deja de funcionar porque decide concentrar su producción en otra fábrica de España, o en el extranjero, etc... etc...

No nos dejemos engañar. Habrá más cierres y más despidos

2 de Febrero de 2016
Partido del Trabajo Democrático
Imagen: 

Obreros y obreras, un saludo del Partido del Trabajo Democrático

Los despidos, los EREs, los cierres patronales, no se detienen. La economía estará mejorando para los ricos y propietarios de las grandes empresas, para el IBEX35, pero no para nosotros, los obreros. Vienen tiempos difíciles: quienes mantengamos el puesto de trabajo nos enfrentamos a peores condiciones laborales, cada vez trabajar más por menos, cada vez más ajustado el salario, cada vez más privaciones y una vida más austera.

¡La solidaridad internacional no es un delito!

30 de Enero de 2016
Partido del Trabajo Democrático
Imagen: 

El pasado viernes 27 de Enero las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado iniciaron una macro-redada contra diversas organizaciones que desde territorio español hacían una intensa labor de ayuda, solidaridad y apoyo hacia las fuerzas populares kurdas, que desde el norte de Siria hacen frente a las fuerzas oscurantistas y fundamentalistas del mal llamado Estado Islámico o el Frente Al-Nusra que tras haber sido armadas por los servicios secretos occidentales con el fin de desestabilizar a gobiernos poco sumisos en Irak y Siria han pasado ha controlar buena parte del territorio de estos país

Enfrentar el empeoramiento social con claridad y combatividad

Desde el sindicalismo y su presión sobre la política democrático-burguesa, se puede frenar el avance de la miseria, de la represión del derecho de huelga y de las demás lacras del capitalismo, pero no se puede impedir que las mismas acaben imponiéndose.